03 enero 2009

Desde Andorra...

Llevo un par de días por Andorra. Tenía una ilusión increíble de hacer snow tres días seguidos... Ayer empecé con muchísima energía! Y en el último momento, justo antes de ir al coche... PUM! de culísimo! Me quedé clavada en el sitio... Sentí el coxis como nunca antes lo había sentido.
Pero me levanté por mi propio pie y terminé de bajar la pendiente deslizándome como podía.

Hoy mi principal preocupación era no sentir el dolor para no tener miedo a caerme. Pero estaba de coña! No me dolía y otra vez estaba dispuesta a subir a pistas! La nieve estaba tremenda!!!!

Hasta que saliendo de uno de los telesillas... PUM! Otra vez al suelo! y otra vez con el culo! Ahí sí que no podía moverme! Me ha salido un lagrimón de cada ojo y me he quedado sentada y más tiesa que el palo de una escoba! Ains! Qué dolor! Hemos tenido que parar a hacer un café (menos mal que justo me he caído al lado de una cafetería dónde poder descansar un poco! Y luego, con el trasero dolorido pero con ganas de volver a intentarlo.... otra vez hacia abajo. En función de cómo se me diera la bajada, tomaríamos la decisión de volver al hotel o bien seguir en las pistas.
A medida que bajaba notaba más dolor pero estaba claro... todo lo que sube baja y tenía que bajar cómo fuera y......... PATAPAM! Otra vez de culo! Mecagüentó! Me he quedado tiesa en la nieve, con la tabla en los pies y llorando desconsoladamente! Ya me veía yo bajando en camilla!
Mi Miguelito ha llegado casi volando, se ha quitado la tabla en 3 nanosegundos y en uno más estaba a mi lado tranquilizándome. Cinco minutos después un alma caritativa paraba su descenso para ver qué me había pasado. Durante ese tiempo bajaron 834.536 personas, incluidos profesores de esquí y snow... pero nadie paró.

El chico que paró decía haber sido profesor de snow y me ayudó con Miguel a levantarme. Me pusieron la tabla en los pies y muy amablemente, me agarró de las manos y me ayudó a descender toda la pista (y no es de las más cortas que he bajado) poco a poco.

Afortunadamente, después de algún ibuprofeno y una pomada fría bien masajeada... ahora puedo escribiros sentada y con una pequeña duda todavía sobre si podré o no hacer snow mañana...

Ya os contaré qué tal acaba la historia. Lo que tengo claro es que a la más mínima duda, no me pondré la tabla a los pies... no mañana. Y es que más vale prevenir que curar y si la tercera no ha sido la vencida... a ver si me voy a romper en dos en la cuarta caída!!!!

Besos para tod@s!!!!

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Bueno... después de la 2a del día, pensé por un momento que no te levantabas... pero debo decir que tuviste la suficiente valentía como para seguir bajando aunque fuera de la mano de un (ex)monitor. Much@s otr@s no lo hubiesen hecho!!!

Como bien dices, más vale prevenir... que la temporada es larga y hay muchos años!!

Tu miguelito

AMYLOIS dijo...

Que wai yo quierooooooooooooooo....
nunca he ido a la nieve jopetas.

Naturline dijo...

me ha gustado mucho perderme por su blog,como siempre felicidades, reciba un saludo.

Beth dijo...

¡pobre Desi! ayssss pero menos mal que ahí estaba tu Miguelito y un alma caritativa dispuestos a ayudarte :)

A pesar de las caidas veo que te lo has pasado bien, ¡me alegro!.

Un beso bien grande!!!

Beth dijo...

Por cierto, me ha gustado eso de "bien masajeada" jajaja, no preguntaré ;P

*Laura* dijo...

Mi niñaaaaaaaaaaaaaaaaa, felicidadessssssssssssss, espero que tu coxis este mejor y puedas celebarlo como se merece, jajajaja, mil besos.

Beth dijo...

Por la tarde pásate por mi blog (o cuando puedas) que esta mañana no he podido escribir :(

¡Muchas felicidades! espero que tengas un gran día y mañana también.